Sólo diré que si no fuera verdad no lo estaría contando. Sucedió de forma premeditada por mí aunque estuve, es cierto, cinco años para lograrlo. Mi suegra hace 6 años que se vino a vivir con nosotros, luego de enviudar. A los dos años comencé a notar que estaba más distendida con respecto a mí y que se paseaba en bombachas por la casa sin recato así estuviera yo. Yo comencé a sentir lo mismo y ya no tuve problemas en andar de slip, aunque a veces cuidando de que no estuvieran mis hijas pues la verdad es que tengo 23cms y el “paquete” abulta mucho. Con el tiempo y debido a que las relaciones sexuales con mi mujer no son buenas comencé a fijarme en la veterana con ojos diferentes. Ella se percató y no trató de esquivarme sino todo lo contrario, hasta que un buen día de esto hace dos meses comencé a acariciarle las piernas, mientras miraba TV. Como se dejaba hacer fui tratando de prodigarle las caricias cada vez más arriba y más a fondo. Primero fue la parte inferior de los muslos, que los tenía muy lindos y luego la parte superior. A los días comenzó a llevar un chal que se lo ponía por encima como para que mis manos no se vieran y eso hizo que me aventurara más, y comencé a subir mis caricias hasta llegar a su entrepierna. Yo la miraba de reojo y veía que su cara era una grana, lo que me decía que estaba muy caliente. Sucedió que tantos años solo a paja, hicieron que en mas de una oportunidad se acabara toda antes de yo llegar con mis manos a su concha que tanto deseaba acariciar y tocar y lamer. Fue así que un par de veces se orgasmó y luego me retiraba lo que me dijo que era mujer por ahora de un solo orgasmo, por lo que la próxima vez fui directo a su entrepierna y ahí fue cuando por primera vez me miró y sonrió como diciendo:”ahora sí, tiene que ser de primera intención”. Comencé mis caricias pero su pollera era un estorbo por lo que fui bajando mi mano hasta su rodilla y cuando la puse sobre su piel reclinó algo la cabeza y cerró los ojos, por lo que me decidí y continué tratando de levantar aquella pollera mientras acariciaba sus carnes. Estaba con la pija tan dura que me dolía, cuando con un movimiento de cadera me ayudó a que la falda se elevara a la cintura. ¡Allí sí! me puse en contacto con su entrepierna de pocos vellos y noté la humedad de sus bombachas por lo que hacía rato que se estaba mojando y gozando exhaló su primer suspiro y llevó su mano a la mía para conducirme a que la acariciara a donde le gustaba corrimos la pierna de la bombacha y estuve en contacto con aquella concha que tanto deseaba juego de meterle un dedo cambié de mano y realicé la caricia con la otra pero abarcando toda aquella hermosura. Había comenzado a jadear ¡ag-ag-ag-ag-ag! sus ojos permanecían cerrados y sin dudarlo me arrodillé a su frente y de un golpe corrí su bombacha y me clavé de cabeza dentro de sus piernas para chuparla hasta el hartazgo. Desde ese momento no paró de hablar; luego supe porque me lo dijo que sus mejores polvos eran así hablando hasta morir en un orgasmo.¡¡¡No!!! ¡qué haces? ¡¡¡eso no!!! ¡¡¡por favor!!! no lo hagas, no lo hagas- qué divino ,qué divino ,¡¡¡seguí, seguí, seguí por dios qué cosa mas divina jamás en mi vida me lo imaginé, más ,más, más, dale más, dale , dale que me viene me viene y es toda tuya ¡¡¡tomáááááá!!! y dicho esto se acabó en boca dándome toda la leche que contenía desde hace 7 años cuando enviudó.

Como comprenderán estaba exhausta, pues un polvo después de tanto tiempo y por una mineta de esas deja muerto a cualquiera y más a ella que tiene 81 años, aunque se cuida mucho. Hoy en día tiene casi 82 y tenemos relaciones 2 y hasta 3 veces en la semana pues ha aprendido a chupar la pija, lo hace muy bien y le encanta lo que hace que a veces me mame hasta 2 y3 veces en el día aunque yo acabo una sola vez de esa manera. Lo que más le gusta después de eso es coger el culo ,lo que la pone histérica y profiere gritos de todos los tonos ,prefiriendo hacerlo siempre en lugares diferentes pues según me cuenta el marido solo la cogió en la cama y en la posición de papá y mamá, sin creatividad ninguna. Lamenta el tiempo perdido y trata de recuperarlo cogiendo a toda hora que se lo solicito o chupándome la verga a cada rato.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *